7 síntomas de un convertidor catalítico defectuoso (y costo de reemplazo)

7 síntomas de un convertidor catalítico defectuoso (y costo de reemplazo)

Reemplazo del convertidor catalítico

Si se pregunta cuánto debería costar reemplazar un convertidor catalítico, ha llegado al lugar correcto. Los convertidores catalíticos o un 'gato' son un elemento del sistema de escape de su vehículo que rara vez se menciona. Eso es porque generalmente duran la vida útil del vehículo. Sin embargo, como cualquier cosa mecánica, aún pueden fallar.

Los convertidores catalíticos son un componente vital en su vehículo porque ayudan a eliminar los gases tóxicos como el monóxido de carbono y los convierten para que salgan del escape en un estado mucho más limpio. Su uso también es vital para mejorar el aire que respiramos, reducir las muertes creadas por la contaminación del aire y reducir los efectos de los gases de efecto invernadero de los automóviles.

Este artículo también explica qué hace un convertidor catalítico, cómo funciona, las causas comunes del problema, el reemplazo del convertidor catalítico, los síntomas cuando fallan y consejos sobre su reparación. Siga leyendo para obtener una explicación completa para que esté mejor preparado en caso de que uno falle en su automóvil.



¿Qué es un convertidor catalítico y por qué los coches los tienen?

Pensando en sus días de escuela secundaria, puede recordar haber aprendido en las lecciones de química donde una sustancia que causó una reacción química se conoce como 'catalizador'. Ese principio se aplicó al propósito de un convertidor catalítico. Por lo tanto, la reacción seguiría ocurriendo en el interior, convirtiendo los gases y dejándolos salir por el escape en un estado menos tóxico.

Estos gases nocivos en cuestión son el monóxido de carbono, el óxido de nitrógeno y los hidrocarburos no quemados. Son un riesgo para la salud humana y el medio ambiente, en particular porque causan smog y lluvia ácida. El segmento de los muscle car V8 efectivamente terminó durante la década de 1970, y esto no solo se debió a la crisis del combustible y los altos costos de los seguros, sino principalmente a la Ley de Aire Limpio a principios de la década. Este cambio vio el comienzo de la actitud de la industria del motor hacia controles de emisiones más limpios, lo que condujo al desarrollo del convertidor catalítico en 1975.

La mayoría de los convertidores catalíticos están ubicados entre el múltiple de escape y el silenciador y se asemejan a una versión más pequeña de un silenciador de escape. Sin embargo, según el tipo de coche, se pueden encontrar en distintas posiciones. Algunos automóviles con escapes gemelos tienen uno para cada tubo, y algunos automóviles más caros tienen dos instalados en línea para reducir aún más las emisiones. Desde su adopción generalizada, los fabricantes han descubierto que funcionan mejor cerca de la parte superior del motor, donde pueden calentarse más rápido.

¿Cómo funciona un convertidor catalítico?

Los convertidores catalíticos comienzan su trabajo de descomponer y transformar los gases tóxicos en otros más limpios (como oxígeno, agua y dióxido de carbono) tan pronto como se enciende el motor. Sin embargo, son mucho más efectivos, alrededor de 800 grados Fahrenheit.

El interior de un convertidor catalítico consta de dos bloques de cerámica que se asemejan a un diseño de panal. Se ven así por la forma en que están compuestos: miles de canales microcelulares que están recubiertos con metales costosos como platino, rodio y paladio. Estos metales son la razón principal por la que los ladrones roban convertidores catalíticos, que atraen valores de desecho de hasta $200, según el precio de los metales en ese momento.

¿Qué sucede cuando el convertidor catalítico falla?

Reemplazo del convertidor catalítico

Afortunadamente, la posibilidad de tener un convertidor catalítico problemático es una ocurrencia rara, pero como todas las cosas mecánicas, siempre existe la posibilidad de fallar. Algunos gatos durarán entre 70 000 y 100 000 millas, diez años o incluso toda la vida útil del vehículo. Al mismo tiempo, otros gatos fallarán antes si el automóvil no se usa para viajes en los que pueden alcanzar la temperatura óptima para funcionar correctamente antes de que se apague el motor.

Los orígenes de los problemas del gato generalmente se deben a problemas con el propio motor. La falla también puede ser causada por viajes de arranque y parada, ya que el motor nunca se calentará a la temperatura óptima. Otras causas incluyen sobrecalentamiento, contaminación y daños físicos o accidentales al propio convertidor, tanto internos como externos durante la conducción. Por lo general, la única solución no es reparar sino reemplazar el convertidor, lo que generalmente es una reparación costosa.

Un convertidor catalítico que deja de funcionar debido a un problema en el motor encontrará una temperatura tan alta que puede derretir los metales preciosos del interior o incluso romper el material del panal. Las causas que conducen a un gato que no funciona se originan en problemas mecánicos simples que podrían prevenirse fácilmente mediante el mantenimiento regular del motor. Estos van desde bujías desgastadas, sensor de oxígeno (o Lamda) defectuoso, una mezcla incorrecta de aire/combustible, sincronización incorrecta del motor o cualquier otro problema que permita que el combustible sin quemar salga de la cámara de combustión, arruinando un convertidor catalítico.

Mientras tanto, suponga que el motor de su vehículo sufre problemas serios, como anillos de pistón desgastados, sellos de válvula defectuosos o una junta defectuosa. En ese caso, podría conducir a fluidos que no deben ingresar al sistema de escape de un automóvil, como aceite o anticongelante, causando daños irreparables al convertidor. Si esto sucede, cubrirá el catalizador cerámico con una capa sustancial de hollín de carbono que no se puede reparar sin reemplazarlo. A veces, este hollín se acumula incluso durante la conducción normal y cuando un automóvil se mantiene regularmente y aún puede provocar un gato obstruido.

¿Se puede conducir un coche con un convertidor catalítico defectuoso?

Puede conducir un automóvil con un convertidor catalítico defectuoso durante algún tiempo, pero será obvio que hay algo mal con la forma en que funciona el motor. Hay otros síntomas a tener en cuenta y, naturalmente, por supuesto, habrá más problemas físicos con la forma en que conduce el automóvil, lo que lo alertará de que algo anda mal. Estos son los principales ejemplos a tener en cuenta:

  • Una luz de gestión del motor. en un automóvil moderno está diseñado para alertarlo de que el gato no está funcionando correctamente. El sensor de oxígeno enviará una señal a la ECU de su automóvil y, a su vez, señalará el problema con una luz amarilla luz de alerta (generalmente la advertencia de gestión del motor) o una luz de advertencia roja (que generalmente indica un problema grave) en el tablero de su automóvil. El uso de una máquina de diagnóstico dará un resultado rápido, y vale la pena saber que los dos códigos de falla que señalan la falla del convertidor catalítico son P0420 y P0430.
  • Un escape de olor a azufre. (a menudo descrito como huevos podridos) es otra señal de que su convertidor catalítico puede haber fallado. La razón de esto se debe a ese problema común que describimos anteriormente donde se permite el ingreso de combustible sin quemar al sistema de escape. Hay pequeñas cantidades de azufre en la gasolina que se convierten en sulfuro de hidrógeno durante el proceso de combustión. Sabes que el gato tiene la culpa cuando esto sucede porque uno que funcione correctamente convierte el sulfuro que huele a huevos podridos en un dióxido de azufre inodoro.
  • Pruebas de emisiones y smog se llevan a cabo comúnmente cada pocos años y a lo largo y ancho de los EE. UU. Como habrás adivinado, la razón de esto es garantizar que los gases peligrosos no salgan del sistema de escape. Pero los problemas del convertidor catalítico son una razón común para fallar una prueba de emisiones.
  • Los automóviles fabricados a partir del año modelo 1996 tienen un puerto OBD2, que permite realizar diagnósticos para medir los niveles de gases tóxicos que salen del escape. Los niveles de emisiones de los autos fabricados antes de ese año se miden con una manguera conectada al final del tubo de escape.
  • rendimiento lento del motor de su automóvil y la aceleración reducida son otra señal reveladora de que algo está pasando con su convertidor catalítico. Esto se debe a que un gato obstruido evitará una aceleración suave y sin esfuerzo y es más notorio cuando se necesita una aceleración repentina, por ejemplo, al hacer maniobras de adelantamiento, subir colinas o remolcar/transportar cargas pesadas. Si los metales dentro del gato se derriten o la estructura de panal se cubre con demasiada acumulación de carbono, comenzará un bloqueo.
  • Afortunadamente, con este problema, existe la posibilidad de que pueda desatascar la acumulación de carbono en su convertidor catalítico si detecta este síntoma temprano sin los otros signos vitales en esta lista.
  • Sonajeros inusuales de su área de escape cuando está en ralentí, conduciendo y particularmente en el arranque generalmente provienen de su convertidor catalítico. Puede significar que el material del panal está severamente dañado. Esto a menudo es causado por un calor excesivo, lo que hace que el material del panal se rompa dentro del gato.
  • Es imperativo que reemplace su convertidor catalítico si se confirma este problema porque los fragmentos sueltos de material de nido de abeja pueden causar más daños en el escape de su automóvil y pueden pasar al silenciador. También puede causar una avería, provocando primero que el motor se pare y limitando sus posibilidades de volver a arrancar el motor.
  • Pobre kilometraje de gasolina es otro síntoma de un convertidor catalítico obstruido. El aire y el combustible son imprescindibles al comienzo del ciclo de cuatro tiempos de funcionamiento de un motor. Cuando los gases salen del motor y no pueden salir por el escape, significa que hay menos flujo de aire y esto, a su vez, significa que el motor usa más combustible.
  • Esto lo lleva a pisar el acelerador para aumentar la aceleración ya que se debe inyectar más combustible en los cilindros, volviéndose mucho más rico de lo normal. La economía de combustible empeorada se puede atribuir a una variedad de factores. Aún así, si esto ocurre con otro síntoma en esta lista, entonces bien podría ser su convertidor catalítico el culpable.
  • Otros signos que también pueden atribuirse a un convertidor catalítico defectuoso son el humo de escape oscuro, tanto al arrancar como al acelerar. Al mismo tiempo, incluso puede notar un exceso de calor debajo del automóvil. Si observa un exceso de calor, es recomendable apagar el motor y dejar que se enfríe.

Si detecta alguno de los problemas anteriores, debe hacer que inspeccionen su automóvil en un garaje.

¿Cómo se destapa un convertidor catalítico?

La solución para un convertidor catalítico obstruido suele ser el reemplazo. Sin embargo, si quisiera tomar más medidas preventivas para detener los problemas con su convertidor catalítico en primer lugar, podría buscar productos que lo limpien. Las dos medidas preventivas principales que puede tomar incluyen productos de limpieza del sistema de combustible que puede aplicar usted mismo y los que lleva a cabo un servicio de limpieza de escape en un garaje.

Este tipo de práctica puede evitar problemas al hacer inspeccionar el automóvil y fallar las pruebas de emisiones. Definitivamente vale la pena considerar esto si solo cubre viajes cortos con paradas. Los viajes regulares cortos a menudo conducen a algunos hidrocarburos sin quemar porque la conversión catalítica no puede alcanzar la temperatura óptima para funcionar correctamente.

Puede hacer otras cosas para que su gato funcione de manera eficiente, como conducir su automóvil a gran velocidad en la autopista al menos una vez cada dos semanas durante hasta media hora y usar gasolina premium.

¿Por qué es tan caro reemplazar un convertidor catalítico?

La sencilla razón por la que cuesta tanto reemplazar los convertidores catalíticos son los metales preciosos que se encuentran en su interior, como el rodio, el paladio y el platino, dentro de la estructura de panal. El costo puede variar según la cantidad de gatos que tenga su automóvil, si la pieza en sí es del mercado de accesorios o del fabricante (OEM, fabricante de equipos originales), o según la marca del vehículo e incluso su antigüedad.

Suponga que posee un automóvil más antiguo con motor de gasolina o diesel que se fabricó antes de 1981. En ese caso, el costo de reemplazar el convertidor catalítico es sustancialmente menor, pero solo mientras tenga un automóvil que se vendió en cantidades sustanciales de nuevos y no es demasiado viejo o raro hoy en día. El costo de reemplazo suele ser menor que el de los autos modernos porque los autos anteriores a 1981 tienen un convertidor catalítico bidireccional de diseño mucho más simple, que oscila entre $ 175 y $ 750, más hasta $ 150 por mano de obra.

Si posee un automóvil con motor de gasolina construido después de 1981, lo más probable es que esté equipado con un convertidor catalítico de tres vías. Como probablemente haya adivinado, es un diseño más complicado, lo que a su vez significa que pagará más para reemplazar uno. Una vez que haya pagado hasta $ 150 por los cargos de mano de obra, espere que el gato cueste entre $ 500 y $ 2,200.